clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Houston Dash: Sabor latino en victoria histórica

La brasileira Rafaelle Souza y la mexicana Teresa Noyola jugaron un papel central en la primera victoria histórica del conjunto naranja.

Denny Medley-USA TODAY Sports

No tardó mucho el Houston Dash en conseguir su primera conquista de su joven historia, venciendo a las Boston Breakers 3-2 el domingo tras ir por detrás en el marcador en dos ocasiones.


Un dúo latinoamericano fue el determinante en la reacción y el triunfo de Houston.

La joven promesa brasileña Rafaelle Souza debutó con una actuación sobresaliente, creando dolores de cabeza para la defensa de Boston desde que puso pie en el terreno. Dio un pase de gol tras una buena acción individual y provocó el penalty de la victoria, además de darle un impulso total y general al ataque de Houston. Estamos ante una chica que ya tiene trayecto internacional en juveniles con Brasil, y que debe estar motivada para llegar con la Amarela a Canadá 2015. Hay que seguir lo que la joven puede hacer este año tras tan prometedor (y quizá sorprendente) comienzo.

Teresa Noyola, la agente "T", consiguió en cuatro minutos el primer doblete en la historia del Dash con un golazo en el 2-2 y colocando un tiro penal de forma perfecta para el triunfo final. Proyectaba para sustituir a Brittany Bock de inicio, pero empezó en el banquillo. Cuando entró al terreno no necesito mucho tiempo para destruir a las Breakers en la recta final. A este paso podría convertirse en el agente revulsivo para el Dash cuando un partido necesite un golpe de efecto.

Lo mejor aparte del papel destacado de las latinoamericanas (Ari Romero también) fue que el Dash remontó en dos ocasiones en la carretera, aumentando su nivel y lucha en la segunda mitad. Las Dash demostraron carácter y temple más allá de su juventud colectiva. Si los contrarios no sentencian un partido rápido, el Dash ha demostrado hasta ahora que tiene capacidad de respuesta. Randy Waldrum parece saber qué sustituciones hacer y en qué momento. Puede ser un aspecto clave en el desarrollo de la temporada inaugural de las chicas.

Si es verdad que se sigue viendo falta de sincronización entre las jugadoras. Eso se vio especialmente en el primer gol de Boston tras una falta de marcaje y un aparente malentendido entre Osinachi Ohale y Nikki Washington. El juego aun no fluye al cien por cien y las ausencias de Bock y Kealia Ohai dificultaron algo ese flujo. Ella Masar tomó un rol de liderazgo a raíz de las ausencias, y mantuvo al equipo a flote con su gol (el primero en la historia del club) y su constante afán de lucha.

Como ocurrió ante Portland, el Dash fue mejorando con los minutos; y la segunda mitad el domingo básicamente fue de leyenda. En esa segunda mitad, el poder latino mostró sus garras y dio los tres puntos a Houston.